Reportajes

Tendencias: lencería de habitación

Envolverse en confort

La lencería de habitación es un elemento fundamental a la hora de crear un ambiente determinado. Ante todo los hoteleros buscan un producto duradero, pues será sometido a muchos lavados. Pero también reclaman textiles de diseño, con estilo y que puedan ser personalizados con su imagen o logotipo.

Royal Europe Textile

La ropa de cama y baño debe contribuir a crear atmósferas inolvidables en las que los clientes de un hotel puedan disfrutar de la armonía de los espacios en los que se desenvuelven, integrando estas prendas a ellos y ayudando a definir el estilo de cualquier estancia e, incluso, del propio hotel.

Para Ana Luiza Duarte, de Dirección de Royal Europe Textile, “tanto los hosteleros como los clientes de los hoteles dan valor a tres conceptos básicos: calidad, precio y rapidez de servicio”.

Sobre ello también habla Tobías Madueño, gerente de Supratex, al indicar que, “en primer lugar, el canal contract valora la durabilidad y la calidad de las prendas, buscando siempre que su inversión sea lo más rentable posible. En segundo lugar, y no menos importante, la lencería debe ser ese detalle que marque la diferencia. Por lo tanto, es imprescindible que estas prendas sean blancas y pulcras, y que transmitan frescor, limpieza y sensación de bienestar, para hacer sentir al huésped incluso mejor que en casa”.

Por su parte, Juan José Vaño Ferre, director general de Vayfesa, sostiene que “el canal contract toma hoy en día valores como durabilidad, Km 0 y cercanía. Venimos de unos años duros en los que hemos sufrido porque la demanda se ha venido retrayendo. Hay muchos fabricantes e importadores que, por el camino, han tenido que cesar su actividad y las empresas fabricantes con una trayectoria reforzada han podido aguantar el tirón. Ello hace que los compradores del contract depositen su confianza en empresas fabricantes, con buena reputación y con fácil rapidez a la hora de servicio”.

Además, Félix Martí, director general de Resuinsa, considera que “los textiles ofrecen un valor añadido fundamental en las habitaciones y baños de un hotel. Por un lado, aportan confort y calidez y transmiten sensaciones, algo que se consigue gracias a la calidad de los materiales y tejidos. Por otro, muestran la identidad del establecimiento, pues su diseño exclusivo siempre va acorde con la decoración y la personalidad del establecimiento. Por tanto, un buen textil aporta una experiencia en sí misma. Un huésped puede tener una estancia inolvidable si ve que los textiles son innovadores, distintos y personalizados”.

Puede leer el artúculo completo aquí

Más información sobre lencería de cama y baño