Actualidad

Skin, nuevo sistema de sillas de Josep Llusca para Dd Resol

bancada-skinEl nuevo sistema de sillas Skin diseñado por Josep Lluscà para la empresa Dd Resol se presentará en el Salón del Mueble de Milán del 12 al 17 de abril.

Para este nuevo producto, la idea consistía en diseñar un concepto de silla polivalente con distintas posibilidades de personalización a través de respaldos y estructuras intercambiables, con el ahorro de inversiones en moldes que esto representa, y una importante reducción de costes y aprovechamiento de materiales.

Se trata de una silla monocasco con tres personalizaciones distintas de respaldo y un asiento común a todas. Se ha optado por un solo molde pero con varios postizos que permiten hacer respaldo alto o bajo, liso o perforado.

La parte inferior del asiento dispone de unos “tetones” donde pueden acoplarse distintas estructuras y disponer de esta manera de un gran abanico de tipologías de sillas: sillas de cuatro apoyos con y sin brazos apilables indistintamente (estructura de tubo de acero de 16 mm de diámetro) y silla de cuatro apoyos con ruedas, sillas tipo “patín” con y sin brazos apilables (estructura de varilla de acero de 12 mm de diámetro). Esta gama se puede complementar con conectores para formar filas y tablillas abatibles para escritura.

Son sillas con estructura tipo “araña” con o sin brazos (estructura de tubo de acero de 16 mm de diámetro), sillas altas para barras de bares (estructura de varilla de acero de 12 mm de diámetro), taburete con respaldo bajo de cinco apoyos y reposapiés, taburete de columna con reposapiés y base trapezoidal de dos alturas, y bancadas con o sin brazos con opción de mesita.

El monocasco está inyectado en Ppolipropileno de alta resistencia y protección contra rayos UVA mediante tecnología de última generación que permite trabajar con formas muy elaboradas externamente, con lo que se obtienen productos muy resistentes y de perfiles muy sutiles y especiales, que permiten acabados superficiales de alta calidad además de optimizar factores como el peso y, por tanto, la cantidad de material utilizado y el coste industrial.

La versión que se lanza al mercado con unas perforaciones en forma de líneas horizontales es el deseo de reinterpretar a un clásico del mobiliario de exteriores: el silloncito de lamas metálicas, omnipresente en los ambientes exteriores de varias generaciones.

El diseño de Skin apuesta por un sutil equilibrio entre conceptos fundamentales como ligereza, transparencia ergonomía funcionalidad y versatilidad, con otros como la innovadora paleta cromática y las altas prestaciones que permiten los plásticos técnicos y su transformación.

La gama de colores con que se presentan las distintas versiones se centra en tres grupos: naturales y suaves, neutros  y muy saturados, lo que la hace apta tanto para interiores como exteriores. Esta posibilidad de personalización facilita la integración en ambientes muy diversos.

En un futuro se desarrollarán dos versiones nuevas: la versión “B”, totalmente opaca, y la versión “C”, que responde fielmente a la probada teoría de que es el respaldo la parte más percibida de una silla en su distribución en un espacio. Por eso esta parte se ha estudiado especialmente para dotarla a través de unas perforaciones en forma de retícula de una transparencia que le confiere una gran ligereza visual y real, a la vez que permite la creación de ambientes singulares en espacios con gran número de sillas. Al mismo tiempo estas perforaciones redundan en la comodidad y el confort de la silla al hacerla  transpirable. En el diseño de las perforaciones se ha buscado una imagen del carácter industrial que está detrás de la producción de la silla.