Otros sectores

Figura decorativa con sabor andaluz, caballo origami

Durante el carrusel final de los carruajes en el albero rondeño podemos admirar la majestuosidad de los caballos andaluces engalanados para la ocasión. A partir de esa imagen, nace esta escultura de cerámica del caballo andaluz, emulando las formas del origami japonés, que destaca por la pureza de sus formas y por su belleza y elegancia.

Este caballo decorativo, que se puede adquirir en Sebastian Suite, está realizado de manera artesanal y es de producción limitada. Por sus medidas –32 cm de alto, 40 cm de ancho y 11 cm de fondo– es la pieza ideal para un espacio al que se quiera dar un toque de personalización y exclusividad.